22 oct. 2012

Tiroteo entre militares y hombres armados en un barrio sunita de Beirut


Tropas libanesas protagonizaban el lunes fuertes intercambios de disparos con hombres armados no identificados en un distrito sunita en Beirut, la capital del Líbano.
Los soldados respondieron al encontrarse bajo fuego cuando trataban de reabrir una calle bloqueada en el barrio de Tariq Jdideh, un bastión del opositor Saad Hariri, cuyos partidarios tomaron varias avenidas en la mañana del lunes.
En un comunicado oficial divulgado poco después, las Fuerzas Armadas libanesas expresaron su firme determinación de restablecer el orden y la paz civil.
Al inicio de la mañana del lunes, hombres enmascarados y fuertemente armados pasaron a ocupar importantes calles y espacios en la región sunita de la capital libanesa, como la avenida Qasqas, la rotonda Cola y la cornisa Mazraa, cerca del barrio de Tariq al Jdidé, con barricadas improvisadas con piedras y hierros.
La mayoría de la comunidad sunita apoya a Hariri y considera que el gobierno de Najib Mikati, también sunita, está controlado por el partido chiita Hezbolá, aliado de Siria e Irán.
El domingo, Hariri había llamado a “todos sus partidarios a retirarse de la calle” afirmando que aspiraba a “derrocar al gobierno en forma pacífica y democrática”.


No hay comentarios:

Publicar un comentario